domingo, agosto 13, 2006

Deslocalización y progreso

"Te voy a contar un secreto, me pongo muy contento cuando me entero de una deslocalización. Personas que se morían de hambre en el Tercer Mundo van a tener trabajo, van a empezar a integrarse en un sistema económico. ¿Por qué debería ser menos solidario con los desgraciados de la India o Bangladesh que se mueren de hambre que con el tío que cobrará indemnizaciones aquí? Es el futuro del mundo lo que está en juego, la paz, la prosperidad. En cuanto al tipo que echan a la calle en Alençon, en vez de continuar cortando burdamente camisetas horribles, recibirá una formación, participará en productos que tendrán el doble de valor añadido, es la oportunidad de su vida. Vivimos en un sistema de la compasión, en el que hace falta drama por todas partes. ¿Me puedes decir por qué no se organizó una fiesta nacional el día en que se cerró la última mina? Tenemos carbón bajo los pies pero ya no hace falta enviar a pobres desgraciados seiscientos metros bajo tierra para intentar extraerlo mientras cogen la silicosis o se libran de una explosión de grisú. Es maravilloso. En vez de eso, tuvimos que soportar un discurso lacrimógeno del estilo es una parte de la historia de la clase obrera que desaparece. ¡Coño, pues tanto mejor! ¿Te gustaría tener a tus hijos en el fondo de una mina? Es extraordinario vivir en un país que tiene carbón bajo sus pies y que puede prescindir de ir a buscarlo, que ya no necesita mandar a personas a arrastrarse como ratas por los túneles y a dar martillazos a algo repugnante. El mundo mejora, nos guste o no".

Yasmina Reza. En el trineo de Schopenhauer. Anagrama, 2006. Vía Escolar.net

3 comentarios:

Saray dijo...

Un día surgió el término globalización, y el tiempo hizo que nos dieramos cuenta de todo lo paradójico que un concepto puede ser. Nada se puede mirar sólo por un lado, así quedan cosas sin examinar.
¿La deslocalización abre puertas a los países en desarrollo?..mm...Puede. puede que ciertas empresas realmente pretendan tb el desarrollo del resto, pero por norma, lo que buscan es su beneficio económico. Y así surge la perversión del empleo, los malos salarios y los horarios indecentes. Al fin y al cabo, esa gente necesita comer, como todos. Y esa es su única oportunidad. El problema es ése, que sólo les damos la oportunidad de ser la mano de obra barata que sirva a occidente. No queremos pagar en occidente lo justo, y nos vamos al tercer mundo a dar limosna... Y eso trae consecuencias. Cuando no hay moral, sino economía...en fin

Supongo que es imparable, como la globalización, y que como todo, no es malo por norma ni completamente. Pero sigue en la misma tónica que todo. De ahí mis dudas.

Rafa dijo...

Pero tú hablas sólo del corto plazo. A largo plazo, si no estoy muy perdido, es beneficioso para esos países. ¿Acaso no están creciendo las economías de China, India y compañía? Creo que de ahí vienen parte de los miedos...

Saray dijo...

Mm.. no estoy yo tan segura de tus diferencias acerca del 'corto' y el 'largo' plazo..

Primero, creo q deslocalizaciones hay casi tantas como países. Tiene lugar en el mundo en desarrollo, pero tb aquí mismo, en España. A fin de cuentas, el objetivo es simple: llegar a un país donde la mano de obra sea más económica y, así, abaratar costes. Hasta ahí bien. Pero.. ¿qué ocurre cuando esa multinacional (ya q una pyme no puede optar, claro, a ello..) encuentra otro mercado que le beneficia más? Simple y llanamente que se traslada, dejando a todos esos a los que un día dio trabajo, en la calle.

Si se trata de un país tipo España.. las consencuencias pueden ser menos jodidas. Indemnizaciones, jubilaciones anticipadas.. o la calle, en el peor de los casos. Eso supongo yo q traerá tb gente infeliz, que con 50 años se ve sin trabajo y sin aspiraciones para el resto de sus días...

En el mundo en desarrollo eso es mucho peor, es una gran mierda, porque se quedan en la calle, con 50 años x ej, y no saben como sobrevivir..

Mientras todo eso pasa, ocurren más cosas: La multinacional sigue creciendo y su imperio domina occidente, se venden sus productos y otros muchos se quedan en ilusiones. Obviamente ello tb repercute en la cultura, pero eso ya es más complicado,creo.

Y en ese mundo 'en vías', nos podemos olvidar de que su cultura prolifere..no? Porque esas queridas empresas nada van a hacer por potenciar su cultura. Les da igual. Y se aprovechan de que esos países son 'ignorantes', con lo cual no han sido capaces de poner muchos de los frenos que otros países si que ponen...


P.D. EL verano pasado cdo estaba de prácticas una amiga hizo un reportaje sobre los trajes de mago.. Ahora los hacen los chinos por 150 euros... ¿Adiós artesanía canaria? Eso es lo que hemos hecho nosotros, porque al fin y al cabo, la deslocalización ha sido una forma de colonialismo...

Sí tiene sus cosas buenas, durante elt iempo que dura.. pero a largo plazo yo creo q es cdo peor es...

Pero esto es sólo una opinión. Soy consicente de que todo aquel que sepa algo de economía le daría mil vueltas a mi tesis, jeje.